Comentarios de Martín Lutero Vol. IV Corintios | Martín Lutero | Editorial Clie

Comentarios de Martín Lutero Vol. IV Selecciones de 1 Corintios

Proveedor
Clie
Precio habitual
$67.000,00
Precio de venta
$67.000,00
Precio habitual
Agotado
Precio unitario
por 
Los gastos de envío se calculan en la pantalla de pagos.

Los Comentarios de Martín Lutero constituyen un material de referencia obligatorio, no sólo para comprender su actividad reformadora, sino también para entender el cambio operado en el método de exégesis y exposición bíblica a partir de la Reforma.

Hasta entonces, el método empleado por la iglesia Romana era el de la interpretación alegórica, que supeditaba el texto bíblico al sistema eclesiástico o doctrinal establecido por el magisterio de la Iglesia. El principio hermenéutico de Lutero parte del presupuesto que Dios se revela en la Escritura y no en la estructura eclesial, confiriendo a la Escritura una autoridad incontestable.De mero objeto, el texto bíblico se transforma en sujeto; y la Biblia, que antes sometida al sistema doctrinal, pasa ahora a socavar sus fundamentos.

Lutero centro su comentario a las cartas de Pablo a los Corintios en lo que podríamos denominar como dos grandes bloques temáticos: El hogar cristiano y La Resurección. Por su energética y razonable defensa de la santidad del matrimonio y de la vida familiar, a Lutero bien se le podría considerar un apóstol de la vida matrimonial y un defensor del papel de la mujer. El reformador alemán, con la Biblia en la mano, como era su costumbre, no tan sólo sostiene que el matrimonio cristiano es una vocación religiosa superior a la del celibato y a la vida conventual, sino que se opone también a la opinión común y generalizada en su época que menospreciaba el matrimonio como una "atadura" tendente a degradar el papel de la ujer en la sociedad. Si se toma en cuenta que Lutero escribió este comentario siendo todavía célibe (1523), sus palabras adquieren una relevancia extraordinaria.

El segundo bloque de comentarios lo centro en lo que define como el punto esencial de la fe cristiana: la resurrección de Cristo y la resurreción de la carne. La teología escolástica influenciada por el pensamiento platónico, había dado tanta importancia a la inmortalidad del alma que habia olvidado casi la resurreción del cuerpo. Lutero se levanta como un defensor sin compromiso de la resurreción de la carne, según las Escrituras, y escribe la vida futura en términos tan universales y modernos, que en el día de hoy no han perdido nada de interés.