Arte y Biblia | Francis Schaeffer | Ediciones Evangélicas Europeas

Arte y Biblia

Vendor
Ediciones Evangélicas Europeas
Regular price
$38.000,00
Sale price
$38.000,00
Regular price
Sold out
Unit price
per 
Shipping calculated at checkout.

El arte moderno, como la escultura de Giacometti, presenta al hombre sumido en la alienación, la soledad y la desesperación. ¿Fue siempre así el arte? ¿Debe siempre centrar la atención en el estado perdido del ser humano?

El Dr. Francis A. Schaeffer, un teólogo con profundo interés por el arte, muestra cómo la Biblia enseña los varios usos que del arte hizo Dios en tiempos del Antiguo Testamento. Luego, volviendo de nuevo a nuestro tiempo, sugiere once perspectivas desde las cuales elaborar un punto de vista cristiano sobre el arte.

Para el cristiano, el arte puede ser fuente de gozo, símbolo de creatividad y realización que demuestra la dignidad de la persona humana, hecha a imagen de Dios el Creador. Para el artista cristiano, el cielo no es el límite. Puede distinguir entre la realidad y la ilusión, y así es aquel cuya imaginación puede volar más allá de las estrellas.

Aunque son cada vez más los evangélicos a los que les gusta hablar del arte, a lo que suelen referirse la mayor parte de las veces es a la utilización de cosas como la música o el mimo como instrumentos, generalmente en perjuicio de la evangelización en el sentido bíblico del término. Lo que Schaeffer llama una perspectiva bíblica del arte es, por supuesto, algo muy diferente. Estos dos ensayos, publicados por L'Abri y IVP en 1973, fueron traducidos y editados al castellano por don José Grau justamente al año siguiente en sus EDICIONES EVANGÉLICAS EUROPEAS.
 
El Dr. Schaeffer es aquí deudor, fundamentalmente, del pensamiento de su colaborador holandés, el profesor Hans Rookmaaker (1922-1977) de la Universidad Libre de Ámsterdam, de quien circulan en castellano varios borradores de una traducción de su ya clásico librito El arte no necesita justificación. La tesis principal de Schaeffer y Rookmaaker es que el punto de vista cristiano sobre el arte no es utilitarista, sino que parte de la soberanía de Cristo sobre la creación. Por lo que bíblicamente no podemos aceptar ni la autonomía del arte, ni su manipulación para usos "religiosos". Este es un librito que todo cristiano debiera leer para no basar sus opiniones en una cuestión de gusto o simple moralina, sino desde la perspectiva de nuestro Creador.